Crowdfunding esconde la financiación del Departamento de Estado de EEUU a la oposición venezolana

Las campañas de crowdfunding desplegadas por los emigrantes venezolanos en EEUU, esconde fuentes verdaderos de la financiación externa del ejército de calle no convencional en Venezuela, informa TeleSUR el 15 de mayo.

En “la guerra de la cuarta generación” que se desarrolla en Venezuela se utiliza el crowdfunding – fuente muy popular de microfinanciación de proyectos mediante las campañas de la recaudación de dinero en el Internet para financiar protestas violentas de oposición. De esta manera el crowdfunding se convirtió en el medio de ocultar la financiación del Departamento de Estado de EEUU de los actos de protesta violentos con el fin de derrocar los gobiernos que les son indeseables, dice el analista de la TV-cadena Misión Verdad William Serafino.

Crowdfunding, también conocido como micromecenazgo, es un instrumento de intermediación financiera bastante novedoso y reciente. En este sentido siempre tiene fines beneficos, y en terminos politico-economicos se da también una covertura para poder tapar quienes son los verdaderos financistas. Es decir, al ser un mecanismo irregular, poco transparente, sirve también para actividades de blanqueo y de lavado. Y en este sentido recuerde, que hay una ley que se está promoviendo en el Senado de EEUU para mandar 10 millones de dolares, y despues otros 9 millones de dolares a la oposición venezolana, y esto también tiene una serie de costos politicos, porque estarias demostrando lo que no quieres demostrar, efectivamente que EEUU están detras de la intervención y de acesio contra Venezuela” , dijo William Serafino.

Por ejemplo, el proyecto”Cascos VS Bombas”, puesto en marcha por la diseñadora de moda y emigrante de Venezuela a EEUU Nelly Guinand, la hermana de la famosa actriz opositora Gaby Espino, que recauda fondos para supuestamente comprar y enviar cascos y escudos a los manifestantes de la oposición para “defenderse contra las represiones del gobierno venezolano”, ha conseguido recaudar 22 mil dólares, que se transfieren a Venezuela por cuentas PayPal y Amazon. Y teniendo en cuenta que hay una alteración del mercado cambiario la suma aumenta miles veces. Así esas campañas supuestamente “humanitarias” no financian fines humanitarios de ningún modo.

Ya es evidente que el mundo y la opinión internacional ya comienza a ver la realidad — afirma un experto internacional Enrique Gavasút — Y podría incluso de acuerdo a las leyes internacionales a los convenios internacionales de combate contra el terrorismo y financiamiento al terrorismo involucrar al Departamento de Estado o a cualquier agencia de EEUU gubernamental en el financiamiento de esta campaña. Por lo tanto, tratan de desviar la atención para que se atribuya el financiamiento del terrorismo a un supuesto aporte espontáneo de la ciudadanía mundial para financiar el terrorismo en Venezuela. Y así EEUU pueden safarse la responsabilidad“, dijo el experto.

“Las guerras de la cuarta generación” o “las guerras asimétricas” son un nuevo medio para realizar la estrategia de confrontación en el mundo globalizado. En tal conflicto se apuesta no por enfrentamiento violento de dos poderes, sino por la revolución política, social y moral: la crisis de la legitimidad de un Estado como una estructura que formaba el sistema en las épocas históricas anteriores (la sociedad industrial y posindustrial). Según los expertos latinoamericanos, antes EEUU pusieron en prueba este medio en Ucrania y en Libia para organizar los golpes de Estado, como resultado de los cuales fue el derrocamiento del gobierno legítimo y la guerra civil ulterior.

 

 Fuente: Rossa Primavera News Agency

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on VKEmail this to someonePrint this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Website

Doce − 6 =

Loading Facebook Comments ...